Inicio Trabajo Social Tipos de entrevistas en Trabajo Social

Tipos de entrevistas en Trabajo Social

por Cristina de León

Anteriormente, he explicado el significado de la entrevista en Trabajo Social, así como algunas claves para que ésta sea efectiva. Pero como Trabajadores Sociales es bueno que sepamos las distintas clases de entrevistas que existen actualmente. A continuación nos centraremos en las distintas formas de entrevistas que podemos desarrollar según lo que necesitemos saber en cada momento. Si no han leído el post anterior sobre la entrevista, les invito a verlo: http://itrabajosocial.com/entrevista-efectiva-en-trabajo-social/

La entrevista forma parte de la batería de técnicas de la investigación cualitativa, ésta a su vez, forma parte de una manera de enfocar la realidad que es el método inductivo. No obstante se ha insistido en que la entrevista debido a sus características, se presenta de diferentes formas.

Podemos afirmar que las entrevistas tienen las siguientes funciones:

  • Obtener información de individuos o grupos.
  • Influir sobre ciertos aspectos de la conducta (opiniones, sentimientos, comportamientos)
  • Ejercer efecto terapéutico.

Tal y como afirma Grawitz (1984), se pueden clasificar las entrevistas según un “continuum” que admita en cada lado los tipos más extremos: un polo máximo de libertad y profundidad y un polo mínimo. Entre estos dos polos se sitúan gradualmente los tipos intermedios.

1.-La entrevista clínica (psicoanálisis, psicoterapia)

2.- La entrevista profunda

3.- La entrevista de respuestas libres

4.-La entrevista centrada o focused interview

5.-La entrevista de preguntas abiertas

6.-La entrevista de preguntas cerradas

A continuación daré algunas pinceladas acerca de cada uno de los tipos que componen esta clasificación:

  • La entrevista clínica psicoanalítica o psiquiátrica. Admite pocas preguntas, el encuestado elige los temas a evocar en varios encuentros. En ocasiones es un monólogo y todo lo que él dice importa. El encuestador se interesa por el contenido manifiesto de lo que dice el paciente, pero también por la forma en que lo dice. El objetivo es ante todo terapéutico.
  • La entrevista profunda. El encuestador es quien sugiere el campo a explorar. Se conserva una cierta libertad en la forma de llevar la entrevista, como el encuestado en la forma de responder. Como en la entrevista clínica, el encuestador observará el contenido latente y analizará los datos de forma cualitativa. Pero con dos diferencias: por una parte, el objetivo no es necesariamente terapéutico, por otra, el objetivo es limitado.
  • La entrevista de respuestas libres y la entrevista centrada. A pesar de que Grawitz (1984) trata de diferenciar estos tipos de entrevista respecto de la anterior, existe una similitud y su especificidad no es evidente. Es difícil estar de acuerdo sobre los matices que separan estas dos técnicas de entrevista por su grado de libertad o de profundidad. Estas entrevistas se caracterizan por numerosas preguntas, lo que ofrece al encuestador una orientación flexible. La entrevista centrada tiene por objeto la atención en una experiencia. Su método es más estricto que el de la entrevista de respuestas libres, ya que la elección de los encuestados y el objetivo son más precisos. Probablemente la diferencia con el tipo de entrevista precedente está en la elaboración previa de hipótesis, el establecimiento de una guía de entrevista -a la cual se le pueden añadir más preguntas- y que los resultados se cuantifican a pesar de que el análisis es cualitativo.
  • La entrevista de preguntas abiertas. En este tipo de entrevista, se hacen preguntas precisas redactadas pre­viamente y se sigue un orden previsto. El encuestado, por su parte, es libre de responder como desee, pero dentro del marco de la pregunta hecha.
  • La entrevista de preguntas cerradas. Este tipo de entrevista es la más estructurada. Se utiliza un cuestionario estandarizado con preguntas redactadas de antemano, con un orden que el encuestador debe respetar, y la respuesta es con una elección limitada.

Recuerda que cada entrevista va a depender del propósito de la misma y con algunas personas es mejor utilizar un tipo de entrevista sobre otra. Como dice la frase celebre de nuestra profesión, en la marcha… desarrollarás la habilidad de identificar que tipo de entrevista es mejor utilizar en ‘X’ situación y con ‘X’ tipo de sistema usuario. ¿Con cuál te identificas más para trabajar?

Related Articles

3 comentarios

John Jove 2 agosto 2016 - 04:27

Muchas gracias por su experiencia, y lo mejor es que mencionó a autores, que sirve de mucho a la hora de la realización de trabajos. Soy estudiante de Trabajo Social y me sirvió esta información. Gracias.

Responder
Selina rgz p 18 noviembre 2017 - 07:03

Muchas gracias por la información, me fue muy útil.

Estudiante de T.S, México.

Responder
Jeny RODRIGUEZ 1 abril 2019 - 17:19

Muchas gracias por la información, me fue muy útil para mi proyecto investigativo de opción de grado. Estudiante de T.S, Colombia,

Responder

Dejar un comentario